OPINIÓN

El “resbalón” de Murat y de Oswaldo García; Oaxaca y su capital sumida en la ingobernabilidad

Primera Línea

¿Qué mala vibra persigue a la administración de Alejandro Murat Hinojosa?, de plano es una tras otra.

En estos cinco años de su gobierno, a un paso para dar su quinto informe, que será el preámbulo que enmarque la culminación de su mandato en Oaxaca, ya no la ve llegar.

Pareciera que ya está harto de tantos problemas que lo aquejan, se nota en su rostro cuando la prensa lo cuestiona en las llamadas entrevistas de banqueta y cómo no incomodarse con la grave ingobernabilidad que aqueja a la entidad, por donde quiera salta la liebre.

La inseguridad al tope, a la problemática de salud no se le ve salida, no tiene operadores políticos, lo mal asesoran, otros lo engañan, pareciera que lo han dejado solo, así suele suceder en el último año de gobierno.

Veamos el problema de salud y la lacerante corrupción.

Hasta el momento no ha dicho absolutamente nada sobre si abrirán una investigación en contra de su secretario de salud, Juan Carlos Márquez Heine por aparecer, de acuerdo con las filtraciones de Pandora Papers, en la lista de 3 mil mexicanos que movieron dinero a los paraísos fiscales.

Desde el primer momento en que este escándalo se registra a nivel internacional por la publicación del Diario El País, debió separarlo del cargo y ponerlo a disposición de la Unidad de Inteligencia Financiera para la investigación y deslindar responsabilidades, un Mandatario honesto y comprometido con la transparencia haría eso, sin dudarlo.

Lamentablemente una de las cosas que más le han afectado a Murat Hinojosa es la falta de decisiones, no ha dicho nada y Heine tampoco ha asomado la cabeza, ni se ha defendido. Solo no aparece en las fotos.

Porque es una total incongruencia que mientras el gobernador Murat aplica el plan de austeridad y prácticamente va a ajustar o ¿a despedir? a 300 empleados que ocupan igual número de plazas, su secretario de salud coloque millones en los paraísos fiscales, ¿realmente es dinero de Heine?, o

¿Márquez es prestanombres?, ¿por qué lo encubren?

Esos $123 millones de pesos que supuestamente se van a ahorrar, acaso ¿son para rescatar a una parte de los trabajadores regularizados y formalizados de los Servicios de Salud de Oaxaca?, son los empleados que durante varios años le han pagado cuotas al líder de la Sección 35, Mario Félix Pacheco, por ello la defensa a ultranza del dirigente hacia ellos y la protección de Murat.

¿Ahorrar?, corriendo a trabajadores de contrato del Gobierno del Estado, quitar a los “aviadores” es correcto, pero despedir a quienes sacan el trabajo, porque los de base están en sus casas rascándose la panza, es una total injusticia.

¿Cuál limpia en salud?, si Mario Félix Pacheco tiene a sus hijos en la nómina.

Estos son: Johan y Mario Félix Pacheco, hijos del líder de la Sección 35 del Sindicato Nacional de Salud (SNTSA), quienes fueron beneficiados con plazas en los Servicios de Salud de Oaxaca.

Ello sin cubrir los perfiles requeridos, ambos familiares del dirigente obtienen entre $8 mil 205 y $8 mil 594 pesos mensuales, como presuntos “aviadores”.

Mientras que a los 2,200 empleados eventuales que se fueron a la calle, no los van a poder rescatar, solo les han dado “atole con el dedo”, el propio presidente Andrés Manuel López Obrador los bateó, simple y sencillamente porque el Instituto de Salud para el Bienestar (INSABI) no cuenta con techo presupuestal y tampoco con reglas de operación, así de sencillo.

Tendrían las y los legisladores federales que aprobar el techo financiero, etiquetarlo y eso lo sabe AMLO y también Alejandro Murat.

En la Secretaría de Hacienda, por ejemplo, de plano ni caso le hicieron a Vicente Mendoza Tellez de Sefin, porque no hay dinero, no han podido negociar y menos resolver nada, tan es así que el propio Mandatario oaxaqueño está pidiendo un préstamo, ahora, por $1000 millones de pesos, es el dinero que les dijo en un principio a los de la Sección 35 que ya tenía autorizado por AMLO.

Pero en los hechos, todavía no hay nada. Y a ello hay que agregarle que el INSABI puso como condicionante que cada trabajador hará el trámite de forma personal y comprobar con documentación a lo que se dedican en los SSO, sin la intervención de ningún sindicato, AMLO los vomita, no los quiere cerca.

Y esto les dijo Murat el pasado lunes a los de la Sección 35: “Les reitero el compromiso de mi gobierno para que, a través de los Servicios de Salud de Oaxaca puedan realizar todas las gestiones necesarias ante la Federación para solicitar la cobertura presupuestal correspondiente, en términos de la normatividad aplicable”.

Ahora, ¿por qué engañar a los eventuales?, si a los que protege Mario Félix Pacheco está en veremos todavía si pueden asegurarles a 300 de ellos suficiencia presupuestaria para la nómina. Este es otro asunto que se quedará sin resolver, es imposible, ni el IMSS ni el INSABI van a poder rescatarlos.

Por ello las protestas de salud van a seguir, los eventuales, muchos son médicos y enfermeras que estuvieron al frente de la pandemia de la covid19, ya se dieron cuenta que AMLO y Murat solo los batearon.

Para este miércoles está previsto que arrecien protestas con bloqueos nuevamente, solo que aquí se agrega un ingrediente peligroso, se les adhieren organizaciones sociales como Antorcha Campesina, Sol Rojo, que son beligerantes y aunque Francisco García López, titular de Segego ha hecho el llamado reiterado al diálogo, eso ha quedado rebasado, lamentablemente.

Y a ello súmenle si se juntan con los trabajadores de limpia del municipio de Oaxaca de Juárez que pusieron en jaque a la capital oaxaqueña con más de 10 horas de bloqueos, quienes también amenazan con regresar hasta en tanto no haya solución a sus demandas, aún cuando anoche en sesión extraordinaria de Cabildo fueron aprobados los $20 millones de pesos como adelanto de las participaciones municipales a Oswaldo García Jarquín.

¿Se dan cuenta?, dos gobernantes, en diferentes aristas, pero que finalmente son cuestionados por la falta de trabajo, por la ingobernabilidad, por corrupción que no se castiga, se premia, lo peor es que como ya se van, solo dan paliativos a los múltiples problemas.

¿O no es una total falta de sensibilidad por parte del gobernador Alejandro Murat su mensaje desde Veracruz?

Tremendo resbalón.

Por ejemplo, al filmar un video desde el puerto de Veracruz, a donde asistió junto con su esposa Ivette Morán de Murat al Desfile Naval Conmemorativo de los 200 Años de la Armada de México, para decir que correría cinco kilómetros y la señora enviar el deseo de “que sea un gran día”, cuando justo este martes en la capital oaxaqueña se vivía un caos terrible por los bloqueos de trabajadores de limpia, ahorcaron la ciudad.

Por supuesto, el mensaje fue severamente criticado en redes sociales, porque sonó a burla, le fue como en feria, neta, que falta de sensibilidad, ¿quién los asesora?, ¿dónde está la Vocería?, no le ayudan al Mandatario oaxaqueño.

Y para cerrar este espacio, Oswaldito García Jarquín, “la criatura” como le dice su papá, también se resbaló, anoche en sesión extraordinaria de Cabildo, prácticamente culpó a las y los periodistas de violencia informativa, del despapaye en que ha convertido a la capital oaxaqueña, tratando de salvar el pellejo culpando a la prensa oaxaqueña.

Señalar los errores de los gobernantes por parte de las y los periodistas, señor Jarquín, no es faltarle al respeto y tampoco es violencia, no se confunda, haga su chamba, que para eso le paga la ciudadanía y no busque culpables.

¡Faltaba más!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: